Red de amig@s unidos por el arte.

20 nov. 2014

El semidesierto Sudcaliforniano.




¿Quién?

En lánguido ritmo cadencioso 
se mece en mis brazos la palmera solitaria
Visto de sombra y cobijo al escorpión
Soy olor de dátil y zumbido de abejas
El deseo dibuja el roce del sigilo de la serpiente
en mis arenas 
El sol escurre fuego líquido de sus mejillas y gotea mi piel 
Cuando me arrasa el viento 
envuelvo con furia los gigantes en flor
y en sus espinas prendo mariposas
Las dunas me transforman y nace un horizonte niño cada día
Un océano erosiona mi contorno y me lame su espuma
Me reflejo en la piel de la luna y  en lo intenso de la noche abrigo los susurros trashumantes
Vacío mis entrañas y el líquido vital corre como potro desbocado por mis venas
Brota el oasis en mí ... soy el desierto

Leticia©

Publicado inicialmente en  A Sus Libertades Alas. Antología de Escritoras Sudcalifornianas.Editores. Instituto Sudcaliforniano de Cultura. Gobierno del Estado de BCS. Instituto de la Mujer.  

Imagen de la red. 

37 comentarios:

Fina Tizón dijo...

No podrías haber definido mejor a ese gigante que se extiende como buscando el infinito, desnudo, con impagables tesoros que afloran engendrando vida. Precioso, querida Leticia, precioso. Sobean mis palabras, porque iban a quedarse pequeñas.

Un fuerte abrazo, poeta

Fina

Amapola Azzul dijo...

Buen poema, Leticia, besos,

Leticia dijo...

Fina, tus palabras me conmueven.Es poco lo que puede decirse de la belleza del semidesierto donde vivo.

Correspondo tu abrazo fuerte querida poeta.

Leticia dijo...

Amapola, un placer tu visita y comentario. Gracias.

ReltiH dijo...

DISIENTE TU POEMA.
UN ABRAZO

PEPE LASALA dijo...

Precioso cómo lo has expresado Leticia, sabes llegar con las letras. Un fuerte abrazo y buen fin de semana amiga. @Pepe_Lasala

AMBAR dijo...

Hola Leticia.
Paso del blog de Kasioles pues no veo mucho de lo que publicáis, ya he repasado la interesante información sobre la frontera y he admirado a la bella Frida.
Nos presentas un desierto maravilloso, al que nos trasportas en viaje de fantasía mientras nos adentramos en tu escrito.
Un abrazo
Ambar

Nahuel dijo...

grande Leticia!. Que placer volver y leer algo de tal nivel y belleza.

Saludos, Nahuel.

Leticia dijo...

Pepe,un honor tu comentario.
Acogedor fin de semana para ti.

Leticia dijo...

ReltiH, entre arena y mar... es que soy como el desierto. Un abrazo

Leticia dijo...

Ambar y Nahuel. Aprecio mucho su estar aquí y comentar mi trabajo. Un abrazo fuerte

mj dijo...

Preciosas metáforas es lo que brotan de ti Leticia. Quizás sean el oasis de tu corazón, un lugar grande, seguro qué sí.
Un beso
mj

Julie Sopetrán dijo...

Allí en lo profundo, en lo claro, en lo plano, surge la abstracción como prodigio, la revelación que en tus manos, mente y corazón es Poesía. Tus versos transcienden, se manifiestan bajo el sol de energía que es el desierto. Muy bello, Leticia. Un abrazo.

Kasioles dijo...

Describir un desierto, con letras engarzadas que transmiten amor en cada línea, sólo es capaz de hacerlo la persona que lo vive, lo ha visto o lo tiene cerca.
Tú, poeta amiga, me has hecho acercar a sus arenas.
Cariños en el corazón.
Kasioles

Amapola Azzul dijo...

Me gusta ese oasis, Un abrazo.

Leticia dijo...

mj,Julie, Kasioles,Amapola Azul.

Su comentarios me ofrecen el gozo de su su mirada al Oasis del Semidesierto, mi hogar.Si me va bien, quizá me diluya en su Océano Pacífico... algún día.
Un abrazo fuerte a cada una.

Marinel dijo...

Creo que, personalizando el desierto, se sentiría sumamente orgulloso del poema tan precioso que le has dedicado.
:)
Besos muchos.

Lujan Fraix dijo...

Hermoso poema querida Leticia, siempre tan talentosa, has hecho tal descripción que nos transporta, que nos hace sentir la piel de ese desierto.
Maravilloso.
Besos.

Pd Dichosa de ti de haber visitado la tierra del gran maestro, debe ser muy emotivo.

Loli Salvador dijo...

Leo tus palabras que son un paisaje inmenso, un edén, santuario de paz y de orden, de turbulencia y bravura. Allí estás tú, abandonándote, sabiendo que después de las tormentas, no llevarás arena en los ojos ni sal en la piel.
Un beso, Leticia. Buenas noches.

Leticia dijo...

Marinel, Luján y Loli. Mira que ramillete de flores amigas crecen en mi corazón. Abrevo de su sabia y me fortalece su riqueza.
Un honor y fortuna para mi es ser su lectora. Lo saben... las admiro y cuentan conmigo.

Taty Cascada dijo...

Querida Leticia, vivo al fin del mundo y, este largo trozo de tierra es bien curioso con su geografía porque, nace en el desierto más árido del planeta y finaliza multiplicado en islotes. Muchas veces he visitado el norte chico de mi tierra y la sensación siempre es la misma: sentir que el silencio tiene un lenguaje propio. Habla con sonidos en el viento que besan las dunas y te mira agazapado en cada guijarro de sal y granito. Luego, cuando dejas que llegue la noche y miras las estrellas las sientes todas tan cerca que piensas que en cualquier momento caerán en tus ojos, entonces nos damos cuenta lo pequeños que somos.
El desierto tiene "ritmo cadencioso".
Hermoso querida Leticia.
Abrazos todos para ti.

De tu comentario, solo decirte que siempre se temerá de aquellos que nos parecen alejados de esta supuesta realidad. Es tanto el dolor de sus familiares como de los que ven que no pueden ser como el resto.

Conchi dijo...

Maravilloso poema Leticia, un placer pasar por tu blog.
Un abrazo.

Leticia dijo...

Taty, la soledad habla con su lenguaje maestro entre arena y mar, ambas lo hemos escuchado.
Un abrazo grande hasta esa tierra hermana, la que tiene el honor de tenerte como hija.

Leticia dijo...

Conchi, mi agradecimiento por tu visita y lectura.
Un saludo cariñoso amiga escritora.

Pedro Luis López Pérez (PL.LP) dijo...

Unas Letras preciosas envueltas en esas metáforas sutiles y llenas de sentimiento.
Contundente y completamente descriptivos esos sentimientos y esos paisajes cargados de Misterio y hermosura.
Abrazos.

Leticia dijo...

Pedro Luis, me place tu amistad y lectura. Un abrazo fuerte enmarcado desde por la aridez centellante del sílice en la arena.

María dijo...

Pero eres un desierto repleto de vida, de agua, de luz, me encantó tu blog, Leticia, te felicito por tus versos.

Un beso.

Leticia dijo...

Me agrada te haya gustado. Un gusto tu visita María.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Cuando el sentimiento puede ser una metáfora en la imagen del tiempo, el clima, y la naturaleza...genial lo del final y el espíritu desertificado. UN abrazo. carlos

Leticia dijo...

Carlos, aquí y ahora, entre el frío nocturno, acostada sobre arena blanda, bajo el cielo cuajado de miles de estrellas.Casi no hay espacio entre ellas. Así gozo el marco de mi vida, pase lo que pase... aquí y ahora.
Me ilumina la luz de la esperanza en mi adorado semidesierto. Besos pana...

Kasioles dijo...

Venía a visitarte por si habías publicado algo nuevo.
Aprovecho para dejarte un fuerte abrazo.
Kasioles

Loli Salvador dijo...

Lo mismo que Kasioles, vengo a saludarte y de paso he visto que has colocado las flores de Pascua, me gustan porque le dan un toque de color a la fiesta.
Un beso

Ío dijo...


Tú trasmutada en desierto, o él en ti, poeta, preciosa tu manera de decirlo.
Siempre un placer leerte, Leticia, gracias.
Abrazos y buen día, y salud

m.

Ío dijo...


olvidaba .... también los haikus me gustaron mucho, y la explicación del kigo, :)
otra vez gracias, Leticia

m.

Leticia dijo...

Ay Ío, ¡cuánto te estimo!, eres una persona y poeta exquisita.
Gran alegría siempre tu visita.

Andrei Langa dijo...

Un poema sobre tu tierra... conmueve.

Leticia dijo...

Gracias Andrei, amigo poeta... sobre todo si ha tocado tu sensibilidad de lirio.