Ballena. Dominica Ahumada Medina. (11 años) © copyrigth.

Red de amig@s unidos por el arte.

22 sept. 2012


Isla flotante


Un encantamiento permite al árbol flotar y desprender sus raíces de la tierra. El aire sopla bajo el bosque.
Hoy es una isla suspendida en el aire, cuelga su cabellera de raíces intrincadas buscando el agua en la tierra.
Los trinos vagan inciertos entre su follaje verde esmeralda, el que cambia de color... lentamente.

leticia.
Imagen de la red.

16 comentarios:

Elsa Tenca-Mariani dijo...

En este texto surrealista bellísimo que has creado, cada lector podrá proyectarse, atravesado por la búsqueda del centro y los cambios...
Me fascina Leticia"
Afectos;
Elsa.

Carlos Augusto Pereyra Martínez dijo...

Vegetal y bellamente surreal. UN abrazo. Carlos

Leticia dijo...

Elsa, celebro tu opinión acertiva y generosa, gracias por tu presencia compartida.

Leticia dijo...

Carlos Augusto, una clepsidra mide la presencia de la vida. Un abrazo estimado escritor.

clochard dijo...

Maravilloso, tus letras beben de la mejor tradición Azteca, no sé porqué me acordé de Frida con este poema tan bello, sugerente y milimétricamente ajustado para decir lo necesario con versos que acarician al lector.

Un beso enorme.

Leticia dijo...

Me parece que hay un aliento de nuestro origen que permea el tiempo en la obra de los que nacemos en una tierra o la de sus hijos adoptivos y responderá según se le cuestione.
Agradecida de tu tiempo y evocación mi estimado Clochard, mi amistad y admiración te abrazan fuerte

Fina Tizón dijo...

Hoy este microrelato que nos ofreces puede tener múltiples lecturas, amiga Letícia. La mía te la apunto a continuación:
Para mí es como una búsqueda del propio yo. Pura metáfora. El árbol, somos nosotros buscando su lugar, ese lugar donde hayar la libertad; las raíces en movimiento son la vida misma, el tiempo, en lucha con la no existencia.

Besos

FINA

Marinel dijo...

Qué bonito!
No se me hubiese ocurrido nunca pensar al otoño cual isla cambiando de estación en medio del aire.
Precioso.
Besos.

Leticia dijo...

Fina, alegoría entre los opuestos mientras pasa el otoño.
Disfruto tu lectura. Beso

Marinel y sí, lo bello de la imaginación es que podemos poner al mundo de cabeza, si nos parece oportuno. Besos

Loli Salvador dijo...

Querida Leticia, hoy tus letras son una acuarela. Si importante son las raíces que nos atan y que tú representas con cabellos revueltos, más importante es el fruto en el sentido de la fecundidad. Esa abundancia creadora como escritora la tienes asegurada.
Buenas noches, por aquí han caído las primeras gotas de lluvia del otoño.

Kasioles dijo...

Mi querida amiga: No sabes la gran alegría que me has dado al verte por mi casa. El día 15 he vuelto de mis largas vacaciones y me siento más positiva.
Muchas veces he necesitado que ese árbol, al que me siento anclada, tuviera algo mágico que me hiciera volar sin quedarme aprisionada en sus raíces. Poco a poco lo voy consiguiendo, necesito ser yo.
Te dejo un fuerte abrazo en el corazón.
Kasioles

mj dijo...

Tu poema parece un baile, una danza otoñal de la naturaleza. Las raíces de los árboles tienen algo especial que a nosotros los humanos nos cautiva.
Precioso todo. Un beso

Leticia dijo...

Loli, Kasioles y Eternauta.
Me llenan de alegría sus comentarios y visita, desde mi corazón agradecido gracias y un abrazo grande.

INDIANA OM dijo...

Raíces buscando el eje de la tierra, precioso. Es un poema muy pero que muy sugerente.
INDY

Julie dijo...

Precioso poema donde todo es otoño. Felicidades.

Leticia dijo...

Julie, me da felicidad tu sonrisa y palabras. Gracias por estar siempre a mi lado.